El ángel de la guarda, Fleur Jaeggy (Tusquets)

"Pues bien, te han hablado del pasado y no se te ha permitido el futuro. El oráculo canta. Hay quien busca la buena estrella, hay quien sabe que la tiene y cuantos la han perdido. Tu creías que te seguía el ángel. El es quien habla, él es quien está de tu parte. Ahora no quiero hablar. Es como si no existiese. Hablemos solo de ti, me ocuparé solo de ti, quiero ver adonde podré arrastrarte. Te gusta, verdad, que alguien se aproveche. Hacerle el juego a otros. La echadora de cartas no ha entrado nunca en casa. Nadie de fuera ha venido a buscarte. Ya no sabes con quién hablar. Y a menudo crees que hablas sola. Es precisamente sola cuando te engañas tan fácilmente. Ese poco de engaño te hace feliz. En realidad, todas las apariencias te gustan. La apariencia es la gran prueba, es el resarcimiento de todas las enfermedades."